domingo, 30 de diciembre de 2007

Nombres ¿comerciales?

Estos Reyes puedes tirar la casa por la ventana y comprarle a tus pequeños más queridos unos Heelys, que igual no sabes lo que son, pero que seguro que les permitirá ir haciendo el idem por la calle patinando sobre los talones.O bien puedes contratar los servicios integrales de Loomis, que te harán sentir mucho más a gusto y seguro allí donde te encuentres, y que ya no solo se limitan... ya sabes, a esas personas vestidas de uniforme, con sus porras y esposas...


Ahora en serio, ¿donde coño tienen la cabeza algunos publicitarios? ¿Como se puede hacer un anuncio en televisión en el que, fonéticamente hablando, se dice casi textualmente: "visitanos en gilis punto es para saber más sobre nosotros"? ¿Que es lo que quieren que aprenda en una página con ese nombre, a tocar la zambomba con un ojo?

O, ¿como es posible que a una empresa con un nombre de marca tan conocido como "Securitas" se le pase por por la cabeza ni un momento cambiarlo a Loomis (se lee lumis, por si alguien aun no ha caido)? Porque, con un nombre así, lo más seguro no sería tu casa ni tu banco, lo más seguro sería que acabaras en la cama con alguna guardia de seguridad voluptuosa...


El mundo de la globalización es lo que tiene. Que si no piensas en el idioma del pais a colonizar puedes meter la pata hasta el fondo. Y si dejas que los patincillos rueden sin control (o que las lumis campen a sus anchas), te puedes ver con las piernas encima de la cabeza sin saber bien como ni muy bien para que...

No se si estamos locos, pero no tengo muy claro que sepamos lo que queremos...

3 comentarios:

Eduardo Manospajeras dijo...

Aún recuerto a Jutta Kleinschmidt el Paris-Dakar del 2001 con su Mitsubishi Pajero, aaaaaaaaaaah que recuerdos...

Anónimo dijo...

y la colonia eau d'ete (odeté)

David dijo...

¡Ah, era eso! Yo que me estaba preguntando cuanto dinero movía eso de las lumis (escrito Loomis) que en la Avda. de Valladolid, en Málaga, siempre tenían un furgón blindado frente a un local con ese letrero.

Está junto al Novotel, al lado de otros hoteles de paso para ejecutivos, muy cerca de un polígono en el que las putas se exhiben sin pudor... y con ese nombre... vamos, que yo también me imaginaba algo más sórdido.