viernes, 20 de marzo de 2009

Por desear que no quede...

Nunca he sido muy fan de Pink Floyd. Es más, casi podría decir que no me gustan más que algunas canciones y que, por lo demás, me cansan. Me pasa en general con el rock sinfónico y el progresivo...

Aun así, dentro de mi grupo de amigos, es una banda muy apreciada, y se han convertido habituales en los conciertos que la banda tributo "Australian Pink Floyd" da de vez en cuando en Madrid.

Como ya he dicho la lista de canciones del grupo que me gustan es corta. Casi solo me quedo con las más clásicas "Another Brick in The Wall" y "Money", posiblemente por repetición. Pero la que de verdad me gusta por encima de cualquiera, y tengo bien aprendida, es "Wish you were here", una obra que aprecio sobre todo por su fantástica letra, aunque no puede desdeñarse su estupenda guitarra.

El vídeo que os pongo está sacado del concierto Live 8, del 2005, en el que todos los miembros de Pink Floyd se reencontraron tras su disgregación en 1985.



Que ustedes lo disfruten.

3 comentarios:

Jovekovic dijo...

Escuchémosla pues.

Kiko dijo...

No puedo evitar postear en tu artículo debido a mi afición a este grupo, jeje.
Las pocas canciones que te gustan pues son las que casi todos conocen, las típicas.
Para mí, no son las mejores. Prefiero Echoes, Sheep, Pigs, Dogs, Comfortably Numb, Shine on you crazy diamond, Atom Heart Mother Suite, Sorrow, Time,...buf, y un largo etc.
Y respecto a los Aussiefloyd, me parecen una gran banda, de muy buenos músicos que recrean con mucha fidelidad el sonido auténtico de los originales. Espero que vengan más por los madriles.
Y ya me callo, que puedo llegar a entrar en el "cansinismo".

"There is no dark side of the moon really. Matter of fact it's all dark"

Abrazos de lombriz.

oligoqueto dijo...

Jovekovic: Sospecho que estos puede que sean más de tu gusto que muchas de las cosas que suelo poner...

Kiko:
Lo sé, lo sé, Kiko...
Puedes considerar que, en buena medida, este post va dirigido a ti.

Comprendo que para un fan las canciones más conocidas llegan a ser cansinas. Pero yo, sin ser en absoluto un fan, son las que más aprecio.

Gracias por el comentario.

Y saludos a ambos.